Nevada es buen augurio para siembra en altiplano

La caída de la intensa nevada de este fin de semana en la ciudad de El Alto es sinónimo de buen augurio para la siembra de papa, actividad que comienza entre los meses de octubre y noviembre de cada año, en las diferentes provincias del altiplano paceño, según opinión de agricultores.

De acuerdo con Gumercindo Flores, conocedor de saberes ancestrales, la fuerte nevada caída en los últimos días en la urbe alteña, la sede Gobierno y algunas provincias del altiplano paceño, tiene mucho significado, debido a que este fenómeno contribuye a que la tierra se hidrata más y beneficia a que se convierta más fértil y de esta forma colabora de gran manera para que la próxima temporada de siembra, dentro de cuatro a cinco meses, dará buenos frutos.

PAPA Y OTROS PRODUCTOS

“Nosotros siempre hemos dicho que este fenómeno sucede de esta manera una primera caída de nevada en esta época siempre es un buen augurio, es por eso que los habitantes de todas las poblaciones del altiplano paceños celebran este hecho, porque saben que al margen de la buena siembra, también sabemos que luego de algunos meses y el próximo año tendremos buenos productos y no solamente en la papa, sino de otros que producen la tierra altiplánica”, explicó el conocedor del tema ancestral.

De la misma forma, hasta los meses de octubre y noviembre la tierra quedará muy fortalecida y de esta forma en estos dos meses donde se inicia la siembra la tierra ya se encuentra más suave y fértil debido a que ya está muy nutrida y apta para el cultivo.

Por otro lado, los agrónomos afirman que es de gran ayuda para facilitar la siembra que la tierra se mantenga húmeda para que las semillas tengan adecuado desarrollo y no sea afectada por la sequía.

MÁS NEVADAS

El tiempo reinante, de la caída de nevada podría alargarse en unos días más, por lo que de la misma forma el inicio de una helada fuerte también estaría siendo postergada, de acuerdo a este fenómeno que sucede a inicios de esta temporada, pero también se podría retrasar la llegada de la lluvia en el mes de noviembre, debido a la forma de inicio de esta época de invierno con nevada.

En el mundo aymara, a pesar de ser un fenómeno natural, no se tiene ninguna coordinación ni mucha credibilidad en los pronósticos de Senamhi, por lo que los preparativos de la siembra se adelantan o atrasan de acuerdo a como se presenta la época de lluvia, siendo que cuando se adelanta es de buen augurio, porque, además de que facilita la utilización de los instrumentos del agro, porque la tierra se presenta más flexible.

FASES DE LA LUNA

Otro de los aspectos que tiene mucho que ver sobre este tema, son las fases de la luna, para lo cual se espera con preferencia la luna llena o cuarto menguante, además lo que tiene que prevenir como el lugar del terreno donde se efectuará la siembra de la papa.

Para Gumercindo Flores, la caída de la nevada siempre es el anuncio del cambio de temporada, como en el presente caso, aunque los usos y costumbres de las diferentes poblaciones tienen en estos casos otro tipo de interpretaciones, pero siempre la nevada es el augurio de la llegada de una buena época de siembra, especialmente en el altiplano boliviano.

HELADA

Por otro lado, la continuidad y de manera más fuerte de la helada brinda la posibilidad de realizar la deshidratación de la papa para convertirla en chuño o tunta, está intacta y de esta forma poder contar con más cantidad de este producto para la próxima temporada, porque la elaboración de estos dos productos solamente se aprovecha en esta época, lo más que se pueda.

Fuente: El Diario.